Hijo De Un Demonio - Kumiai Solerus


El Kyūbi no Yōko es un ser terriblemente poderoso que ha acabado con muchas aldeas, ha asesinado a muchas personas sin lamentar sus actos y ha destruido familias sin remordimientos. Pero el gran zorro demoniaco tiene un hijo que protegeria a toda costa, incluyendo de el mismo, asi que para evitar causarle daño manda a su hijo a una aldea cercana a Konoha sin saber lo que podra ocurrir.


??: haa...haa. -Una mujer de un pelo rojo largo que le llega debajo de la cintura, ojos violetas grisáceo, una coleta alta y ropa Jonin de Konoha estaba en el campo de entrenamiento numero 3 intentando controlar el chakra del Kyubi al ser su Jinchūriki.
Asi es esta es Uzumaki Kushina una de las pocas supervivientes a la destrucción de Uzushiogakure y perdida de gran parte del clan Uzumaki dejándolos al borde de la extinción, la mujer decidió aprender a controlar el chakra del Kyubi en caso de que se quedara sin chakra en una pelea o necesitara mas poder para ganar y usar el chakra del Bijū seria la mejor opción. Estuvo entrenando por muchas horas el uso del manto de chakra logrando llegar como máximo a la quinta cola en la fase uno sin perder el control siendo este un gran avance en su control.
??: ¿Qué te pasa? Ya te cansaste tomate. -Esto le saco una vena gigante en la frente a Kushina por el comentario de su inquilino el Kyubi, el es un zorro naranja de unos 100 metros de altura, tiene nueve colas que atribuyen a su nombre y tiene unos ojos rojos con la pupila rasgada al igual que unas garras muy grandes y filosas.
Kushina: Hmp...Es raro que seas tu el que empiece una conversación Kyubi...es mas has estado demasiado raro desde hace unos días, empezaste a conversar mas y te has mantenido más tranquilo que antes. Tal vez te estés volviendo algo blando. -Lo decía con un pequeño tono de burla que se gano un chasquido de la lengua del Kyubi, Kushina sonrió victoriosa y continuo con su entrenamiento.
Kyubi: (A este paso se acumulará lo suficiente muy pronto...solo espero que no sea demasiado tarde.) -Y efectivamente el Kyubi estuvo actuando de una forma muy distinta desde hace unos días porque se entero de una noticia que no espero en lo más mínimo.
Flashback.
Estamos dentro del sello de Kushina en el cual el Kyubi se encuentra atado en una roca ardiente con unas estacas que se clavaban en sus nueve colas y una en el pecho, además de unas cadenas de diamantina que le impiden moverse, el gran zorro estaba intentando dormirse para lograr evitar el aburrimiento, pero siente como alguien lo estaba llamando asi que forma un enlace telepático.
Kyubi: (¿Qué sucede Matatabi?) -No tenía ningún tono de odio al contrario era un tono muy cariñoso, este tipo de tono iba dirigido a un gato de dos colas de un color azul con zonas negras que se movían como el fuego, su ojo derecho es amarillo y el izquierdo verde, finalmente fácilmente mide más de 60 metros.
Matatabi: (Kurama que bueno que logre contactarte...te tengo una noticia algo importante.) -Su tono era un tanto nervioso ganándose la intriga del Kyubi ahora conocido como Kurama.
Kurama: (¿Qué tipo de noticia tienes?) -La curiosidad se apodero de el y se acerco un poco a la gata de dos colas por el enlace mental, la gata se acerco ligeramente al Kyubi y se convirtió en una mujer con una altura similar a la de Kushina, pelo azul y algunas mechas negras, su rostro tiene unos rasgos finos y delicados, también tiene tres marcas que simulaban unos bigotes en cada mejilla, su ojo izquierdo es de color amarillo y el derecho verde, ambos con la pupila rasgada. Viste con un kimono de color azul con bordes negros y unos gatos con dos colas decorándolo, además mostraba dos colas azules con negro que parecían ser hechas de fuego junto con unas orejas azules con el interior negro en su cabeza. Kurama hizo lo mismo y se convirtió en un hombre un poco mas alto que Matatabi, pelo naranja corto y alborotado dándole un aspecto salvaje, al igual que Matatabi tiene tres marcas que simulaban bigotes en cada mejilla solo que las de él lo hacían ver como un zorro y tiene unos ojos rojos con la pupila rasgada. Su cuerpo está ligeramente tonificado dando una buena condición física, viste con una yukata naranja con bordes rojos y un zorro de nueve colas en la parte del corazón, al igual que Matatabi mostraba tener colas solo que en su caso eran nueve colas naranjas, al igual que unas orejas de zorro en su cabeza. – (¿Qué es lo que sucede Matatabi?) -Su voz gruesa y preocupante estremeció ligeramente a la peliazul.

Descargar Libro Hijo De Un Demonio pdf Gratis Online



Autor: Kumiai Solerus Etiquetas:
Rating