Linaje - Crif_2000


Todo iba bien en su vida, desde hace cuatro años al fin. Estaba recuperando poco a poca a su familia. No tuvo tanta suerte como dicen.

A veces salvar una vida, implica destrozar dos mas. Cosas no dichas podrían malinterpretar acciones.

Hay cosas que es mejor pasar por alto, o podrían convertirse en un gran dolor de cabeza, o de garras y colmillos.


Todo me da vueltas, mi pulso es jodidamente lento, me falta la respiración, sudo como si estuviera en un horno. Maldición, maldición, maldición, maldición, maldición... sudo, siento mis manos y pies frías. En mi entorno todo es oscuro, no hay luz, solo oscuridad, una que no tiene fin.
Desperté de golpe, estando un poco desorientada por el sueño y sudando, me frote los ojos sentándome al borde de la cama, respire profundamente para poder calmarme. Miro el despertador y son las 6:17, la cama de mi hermana ya esta hecha, ya se ha levantado, ¿tan temprano? Ella no se para tan temprano y más un lunes.
Tome mi toalla y me fui directo al baño, sin importarme de que el agua esta aún fría me introduje en ella. Permanecí debajo del agua un tiempo largo, esperando a olvidar el sueño que acabo de tener y como siempre, no podía.
Salí de la ducha, me envolví en la toalla y me mire en el espejo, mi expresión es lamentable. Ojos oscuros tristes, cabello castaño por los hombros, piel blanca al igual que los labios y con una pequeña cicatriz en mi ceja izquierda, lo cual hace mi apariencia más desagradable.
Busque mi falda color gris que me llega un poco más arriba de la rodilla, una camiseta blanca manga larga, unos zapatos negros con mis calcetines blancos y mi abrigo, que es tan grande como para cubrirme mas abajo de la falda. Ese es mi uniforme de todos los días para ir a clases. Mire el reloj viejo que cuelga en la pared y marcan las 6:32, tome mi celular, audífonos, apuntes, todo lo necesario para llevar y los metí en mi mochila.
Bajando las escaleras escucho a mi tía gritar desde la cocina, que ya esta listo el desayuno, llegó a la cocina y mis hermanos ya están, Andrés y Gabriel, junto con la tía Anik – Andrés Jr es él mayor de todos nosotros. Cabello castaño, alto, de piel blanca y ojos color miel. Tiene una apariencia madura y profesional para tener tan solo 22 años. Mi hermano Gabriel es el menor de los cuatro, blanco, cabello negro, ojos café, es él bebe de la casa. Mi tía Anik, blanca, color de ojos castaños, su cabello es ondulado y largo color negro, esta en sus mejores años, los treinta – pongo mi mochila en la silla de la mesa y empecé a desayunar, puro cereal en una taza de café, ya que no me gusta la leche líquida, me parece asquerosa. Me quedo parada en la barra comiendo ni cereal cuando Andrés habla.
─ Deberías de haber dicho "buenos días", Chris. – protesta Andrés por mi falta de modales.
─ Lo siento. – digo haciendo una mueca – No estoy de ánimos para hablar.
─ Como siempre, sin ánimos de hablar, ¿verdad? – dice Natasha en la puerta de la cocina.
Natasha, bueno es Natasha, a pesar de que seamos hermanas no nos parecemos en nada, ni siquiera en nuestras apariencia para ser más precisa – cabello largo castaño claro, ojos color miel, piel blanca y con una sonrisa perfecta – no le prestó tanta atención a su comentario y continuo comiendo.
─ No te ves bien Chris, ¿te sientes mal? – me pregunta mi tia entrecerrando los ojos en mi dirección.
─ Si – mi voz suena mas relajada estoy bien.
Miro a Andrés y no está para nada contento, lo dice su expresión, pero no es conmigo, ni me mira, esta mirando a Natasha.
─ ¿En donde estabas? – pregunta Andrés.
─ Pase la noche en casa de Charol.
─ ¿Haciendo que? – pregunta mas molesto que antes.
─ Estaba estudiando Andrés.
─ Debiste llamar al menos, debiste haber avisado que ibas a pasar la noche afuera.

Descargar Libro Linaje pdf Gratis Online



Autor: Crif_2000 Etiquetas:
Rating